Leandro Bonnin es el primer cura que se sentó ante el Tribunal de Juicio de Paraná en el marco del juicio que se le sigue al cura Justo José Ilarraz acusado por abusos y corrupción de menores en el Seminario Arquidiocesano de Paraná, entre los años 1985 y 1993, cuando era prefecto de disciplina y director espiritual.

Según el calendario de testimonios elaborado por la Oficina de Gestión de Audiencias (OGA), Bonnin debía declarar el miércoles 25, pero fue el propio cura quien solicitó adelantar su comparecencia para este lunes.

Bonnin es uno de los curas que en 2010 impulsó la elaboración de la carta que firmaron un grupo de sacerdotes del denominado Decanato III, dirigida al entonces arzobispo de Paraná, Mario Maulión, en la que alertaron sobre los abusos de Ilarraz, cuando éste tenía bajo su responsabilidad a un grupo de adolescentes que cursaban la escuela secundaria que funciona en el lugar -el denominado Seminario Menor-, y que permanecían como internados.

En declaraciones a la prensa, Bonnin señaló que viajó desde la provincia de Chaco para dar su testimonio. “Hemos hecho nuestro aporte en esta causa, con el deseo de que todo salga para bien, y que la verdad salga a la luz y haya justicia”, dijo.

El sacerdote evitó dar detalles sobre el testimonio que brindó en el juicio que se desarrolla a puertas cerradas, pero aseguró que “todo lo que tenía para aportar lo hice con toda la veracidad, sinceridad y desarrollo que fue necesario”. En ese sentido, señaló que “todo lo que tenía para aportar, lo aporté en el recinto que es el lugar adecuado para hacerlo”.

Luego sostuvo que regresa a la provincia donde ejerce el sacerdocio -en Villa Berthet, Chaco- y que desde allí seguirá el proceso desde la oración: “Esperamos que la verdad y la justicia se haga presente y que como Iglesia siempre podamos ser una Iglesia que cuide a todas las personas. Que nunca más puede haber algo que dañe a personas y especialmente a menores”, concluyó.

La audiencia de hoy continúa con las declaraciones de los sacerdotes David Hergenreder, Diego Rausch, Norberto Hertel, Leonardo Tovar, y el excura José Francisco Dumoulin.