Con la intervención de la Secretaría de Trabajo, que dictó la conciliación obligatoria, el conflicto entre los trabajadores municipales y la administración del intendente Sergio Varisco parece encarrilarse.

Fue en la jornada del lunes que los gremios Suoyem y de Obras Sanitarias iniciaron asambleas informativas que ocasionaron interrupción de tareas con el consiguiente perjuicio hacia los vecinos. Este martes, representantes del Estado municipal y los sindicatos concurrieron a la sede de la Secretaría de Trabajo y Seguridad Social y fue dictada la conciliación obligatoria, con lo cual se reanudan de inmediato los servicios a la comuna.

La buena relación que ha venido manteniendo el intendente Sergio Varisco con los distintos gremios municipales posibilitó esta instancia de diálogo que llevó a una solución en beneficio de todos los vecinos.

El secretario de Legal y Técnico, Walter Rolandelli señaló que “desde octubre comenzamos a mantener reuniones informales con dos distintos gremios para acordar una nueva paritaria salarial. En el ámbito de la audiencia en la Secretaría de Trabajo, los gremios solicitaron una serie de aumentos que fueron muy superiores a lo que el ofrecimos desde el Estado municipal. Quiero agradecer a los gremios Suoyem y Obras Sanitarias que recapacitaron y se obtuvo esta conciliación para en el plazo acordado de diez días poder ir acordando las alternativas de aumento. El intendente Sergio Varisco evaluará con Hacienda del municipio y así tratar de llegar a un ofrecimiento de recomposición salarial que les sirva a los trabajadores municipales”.

El acuerdo fue suscripto por representantes de ambos gremios y por la comuna, además de Rolandelli, por el General y de Derechos Humanos, Eduardo Solari y el Fiscal de Estado, Francisco Avero. Ante el coordinador general Armando Ferrari y el director de Trabajo, Silvio Pucheta, se acordó la conciliación obligatoria por diez días.

A su vez, el intendente dispuso trasladar el feriado por el Día del Empleado Municipal que es el jueves 8 de noviembre, para el viernes 9, con el habitual asueto administrativo. Al regreso del intendente Sergio Varisco de su viaje a Buenos Aires, este miércoles firmará un nuevo decreto, disponiendo el nuevo asueto por el festejo del día del municipal.