Trabajadores del Consejo de la Magistratura de Entre Ríos llevan adelante, desde el 3 de julio pasado, retenciones de servicio de dos horas diarias, en reclamo de una bonificación especial que blanquee y regularice los importes percibidos bajo modalidad “horas extras”. El trabajo que realizan no es menor: el órgano se encarga de los Concursos de antecedentes y oposición para cargos en el Poder Judicial de toda la provincia de Entre Ríos. Si un profesional del derecho, juez o fiscal quiere seguir escalando en la pirámide judicial, antes debe pasar por el Consejo.

Los trabajadores contaron que el reclamo no es nuevo. Hace siete años que el personal del Consejo de la Magistratura pide a las autoridades que se les blanqueen los importes que perciben bajo el nombre de “horas extras / servicios extraordinarios”, los que en su momento fueron otorgados en compensación del adicional especial solicitado.

Solamente once son los empleados encargados de llevar adelante toda la organización y desarrollo de los concursos públicos tendientes a cubrir los cargos en el Poder Judicial de Entre Ríos. Actualmente se encuentran en estado de asamblea permanente.

“Desarrollamos las tareas necesarias para el desarrollo de los Concursos Públicos tendientes a cubrir cargos de Jueces de Primera Instancia, Vocales de Cámara, funcionarios del Ministerio Publico Fiscal y del Ministerio de la Defensa (Fiscales, Defensores, Fiscales de Coordinación, Defensores de Casación, Defensores de Coordinación, Fiscales Auxiliares y Defensores Auxiliares), en todo el territorio de la provincia de Entre Ríos. A esto debemos sumar los concursos para cubrir cargos en el Tribunal de Cuentas de la Provincia de Entre Ríos”, señalaron los trabajadores.

Retención de servicios

“Estamos haciendo retención de servicio para que se nos blanqueen unas horas extras que venimos percibiendo hace 7 años”, dijeron y agregaron que “en algunos casos esas horas representan el 50% del sueldo”, siendo su salario de $9.800.

El personal comenzó el reclamo el pasado 3 de julio, con retención de servicios de 2 horas diarias y analizan si continuarán con esa metodología de protesta las siguientes semanas.

Al reclamo lo visibilizaron de un modo sutil: pequeños carteles pegados en las ventanas de la casa en donde funciona el Consejo de la Magistratura –Alameda de la Federación 471, en Paraná.

Los empleados, que cuentan con el respaldo de la CTA Regional Paraná, señalaron que “a esta lucha la venimos sosteniendo desde hace años y a esta gestión se lo comunicamos en diciembre de 2015″.

Consultados si recibieron respuestas de las actuales autoridades, dijeron: “A la fecha, ninguna autoridad nos ha convocado a dialogar, pese a numerosas notas presentadas. No vemos voluntad desde la otra parte. En realidad no nos dicen absolutamente nada. No pedimos más plata, sino que se nos blanqueen y regularicen la situación”.

“Parece que el trabajo de elegir jueces no es importante en la provincia”, concluyeron.

Un reclamo de 10 años

En un rápido repaso de sus reclamos, los trabajadores informaron que “desde hace casi 10 años llevamos adelante un reclamo de jerarquización salarial para el personal del Consejo. Primeramente, nuestra iniciativa implicaba la equiparación de nuestra escala salarial a la del Poder Judicial, en vista de la estrecha relación que nuestra labor posee con ese Poder. Rápidamente y de manera enérgica los funcionarios de turno desestimaron esa propuesta, por lo que, en la búsqueda de alternativas, planteamos que se considere la asignación de una bonificación especial, a los efectos de mejorar nuestros paupérrimos salarios”.

En esa línea, los trabajadores agregaron que “por el año 2009 y después de meses de ardua lucha, en donde realizamos paros, asambleas, así como otras acciones estratégicas comunes en este tipo de negociaciones, las autoridades nos ofrecieron lo que en aquel momento se denominó ‘adicional encubierto’”.

Asimismo, aclararon que “el reclamo que llevamos adelante actualmente consiste en hacer que las autoridades comprendan la necesidad de que el monto que cobramos por las horas extras, se incorpore en ‘blanco’ a nuestro sueldo. En otras palabras, no estamos reclamando un aumento salarial, sino simplemente que aquello que venimos percibiendo desde hace 7 años y que ya forma parte de nuestro haber, se blanquee y regularice como ‘adicional o bonificación especial”.

Funciones del Consejo de la Magistratura

El Consejo de la Magistratura de Entre Ríos es un órgano asesor permanente del Poder Ejecutivo.  Según el artículo 180 de la Constitución provincial, tiene competencia para proponerle, previa realización de concursos públicos, la designación de cargos que corresponden a los magistrados y funcionarios de los Ministerios Públicos del Poder Judicial, y cargos en el Tribunal de Cuentas de la Provincia.

El organismo también se ocupa de intervenir en la selección de jueces de paz a propuesta de los municipios y emitir propuestas de ternas vinculantes y elevarlas al poder Ejecutivo.

El Consejo se integra por un (1) representante del Poder Ejecutivo que es el Presidente, dos (2) abogados matriculados en la provincia, dos (2) magistrados y funcionarios judiciales, un (1) empleado del Poder Judicial, tres (3) académicos y dos (2) representantes de organizaciones sociales.

 

Gonzalo Núñez

Especial para Entre Ríos Ahora.