La crónica se contó así: cerca de las 11 del viernes, en Gualeguaychú, un grup ode estudiantes secundarios de la Escuela María América Barbosa iban al paseo del estudiante, una costumbre tradicional en el sur de la provincia, cuando en la esquina del boulevar Daneri y 2 de Abril, ocurrió lo inesperado: se les abrió la puerta del acoplado del camión que los trasladaba.
Resultado: 37 alumnos hospitalizados.
Lo que pareció una imprudencia después se reveló como lo que es: una costumbre enraizada entre el estudiantado gualeguaychuense.
La buena nueva en este dislate es la decisión de Educación de “prohibir” los viajes en camión de los alumnos para participar de ese festejo tradicional.
Después del accidente, habló la rectora de la escuela, Elida Doello, y dio a conocer esa decisión de las autoridades educativas.
“Lo ocurrido debemos tomarlo como un mensaje para cambiar lo que esta mal”, dijo la rectora.
Lo dijo en una entrevista con Radio Máxima. Fue una declaración reveladora: “El paseo del estudiante en Gualeguaychú forma parte de nuestra cultura. Para cambiarla, debemos sentarnos entre todos y ver cómo lo resolvemos sin perder esta tradición”, dijo.

Claro: hasta que no ocurrió un accidente nadie creyó oportuno rever cómo viajaban los chicos a estos paseos.
“Esto que pasó le podría haber ocurrido también a la Villa Malvina, que viajó en el mismo camión un rato antes que nosotros. Si hay que buscar culpables, creo que lo somos todos. El paseo del estudiante en Gualeguaychú es cultural y no lo puedo cambiar yo o una escuela, si está prohibido trasladarse en la caja de un camión o una camioneta, esto fue avalado por personal de Tránsito, que teníamos dos agentes en la escuela hasta que salió el camión, por la policía, por la Dirección Departamental, por todos los directores, por todos. Porque en la reunión que se hace todos los años para diagramar el tema de la seguridad de serenatas y paseos, yo no pude estar ya que nuestra escuela era anfitriona de la Feria de Ciencias y en mi lugar concurrió una mamá y una alumna. Pero en esa reunión nadie habló de una ley que prohíbe, entonces me duelen mucho todos los comentarios y no quiero que también a mis alumnos se les sume el estigma de que por culpa de la Barboza ahora todos deben hacer el paseo caminando o en lo que puedan, porque esto le pudo haber pasado a cualquiera. El camionero encima nos estaba haciendo un favor, porque los chicos casi llorando le pidieron que los lleve, ya que el que se había comprometido nunca vino, como ha pasado otras veces y a varios colegios”, contó la rectora.
El accidente del viernes pareció, de momento, impulsar un cambio en la tradición de mandar estudiantes en el acoplado de un camión.
La rectora de la Escuela María América Barbosa habló con la directora departamental de Educación de Gualeguaychú, Marta Landó, y de esa charla no surgió un reproche, un cambio de esa tradición. aunque sí la decisión de prohibir los viajes en camión.
“Hoy me siento muy apoyada por toda la comunidad de mi escuela a la que todos saben que amo y he recibido el apoyo de muchos colegas de otras instituciones, padres y alumnos, sobre todo de 6to año, que vivían su último paseo y les costó mucho esfuerzo poder organizarlo. Si nosotros tuviéramos que viajar en colectivo, sería imposible sumar un costo más a la tarjeta que de por si a muchas familias se les hace difícil pagar”, dijo la rectora.
Aunque después del accidente, la docente dejó entrever un eventual cambio: “Ahora tendremos que ver y debatir qué hacemos con todo esto el próximo año. Por lo pronto sé que la Departamental ha prohibido que se viaje en camión a los paseos”.

De la Redacción de Entre Ríos Ahora.