Los docentes de Entre Ríos están a las puertas de resolver una huelga que podría entorpecer el normal inicio del ciclo lectivo 2018, a partir del próximo lunes 5.

Las dos reuniones paritarias con la administración del gobernador Gustavo Bordet -el jueves 22 de febrero, y el martes 27 de febrero- concluyeron en fracaso: el Poder Ejecutivo mantuvo la misma oferta, un 15% en tres etapas, entre marzo y octubre, y el pago del 1,3% en concepto de cláusula gatillo correspondiente a 2017.

La Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos (Agmer), el principal gremio del sector, juzgó a la propuesta salarial como insuficiente, y la rechazó. Y abrió la duda respecto de si podrá empezar o no con nornalidad el ciclo lectivo. Agmer ya votó el no inicio del ciclo 2018 en el último congreso que realizó en diciembre, en Gualeguay.

Pero este viernes la Confederación de Trabajadores de la Educación de la República Argentina (Ctera) hará su congreso, y lo que se espera es un plan de lucha que embadere el reclamo al gobierno de Mauricio Macri para que rompa el techo del 15%; y convoque a paritaria nacional.
Mientras, los docentes entrerrianos se preparan para el congreso provincial de Agmer, el sábado, en Colón. Un documento que circula entre maestros y profesores permite asomarse a la realidad de los docentes. “Comenzamos este año a transitar un recorrido difícil, signado por un escenario de ajuste que caracterizamos como marcadamente regresivo”, plantea el documento elaborado por la conducción de Agmer.

Según la tesis del sindicato que lidera Marcelo Pagani, Macri alineó a las provincias “con el propósito de obturar cualquier discusión que supere las previsiones inflacionarias anunciadas para este año y a la vez intentar terminar con la llamada cláusula gatillo”.

“Como respuesta a este alineamiento de las provincias con el gobierno nacional, las mismas (con algunas escasas excepciones) ofrecen propuestas salariales ancladas en el 15% y sin la actualización en caso de que la inflación supere este porcentaje, cuando la mayoría de las consultoras y los economistas (incluso cercanos a gobierno) ya han alertado que será significativamente superior. Es claro que, si el propio gobierno estuviera convencido de que la inflación para este año no va a superar el número anunciado, no necesitaría eliminar la cláusula gatillo”, señala el documento.

Agmer, cuadro de situación by Entre Ríos Ahora on Scribd

Y señaló que en ese escenario, el Gobierno provincial Finalmente y con los tiempos apretados, el gobierno de la provincia convocó el día 22 de febrero a los sindicatos docentes para anunciar la propuesta: 15 %en tres tramos (5% en marzo, 5% en julio y 5% en octubre) y el pago del 1,3% en marzo.

Agmer rechazó “de plano la oferta y se pasó a un cuarto intermedio para el 27 de febrero. Ese día se presentó la segunda propuesta consistente en básicamente lo mismo: 15% nuevamente en tres tramos pero con esta distribución: 6% en marzo, 5% en julio y4 % en octubre; y abonar el 1,3% retroactivo a enero. En ese marco y por segunda vez la conducción de Agmer rechazó la propuesta. Las partes acordaron pasar a un nuevo cuarto intermedio para el día 7 de marzo”.

En el ínterin, el sindicato plantea: “Insistimos en que estamos ante una coyuntura provincial y nacional muy compleja. Por eso reiteramos que es clave y fundamental para los trabajadores de la educación transitar en este escenario de conflicto con el máximo de unidad y de consensos internos posibles, soporte principal de nuestra fortaleza como organización sindical docente. Corresponde ahora que las asambleas analicen y debatan cuáles son los mejores caminos y estrategias que nos permitan lograr nuestras reivindicaciones”.

 

 

 

 

De la Redacción de Entre Ríos Ahora.