La versión empezó a correr a finales de 2017 impulsada desde adentro mismo de  Sociedad Anónima Entre Ríos (SAER), la empresa editora de El Diario: el tradicional matutino de Paraná cambiaría de manos, y en esa transferencia accionaria el nombre que más fuerte sonaba era el del mendocino José Luis Manzano, diputado nacional durante diez años, exministro del Interior de Carlos Menem, es integrante del Multimedios América y del Grupo Uno, y a él se le atribuye una de frase de cabecera que acuñó en los 80, y que Horacio Verbitsky inmortalizó en el título de tapa de un libro: “Robo para la Corona”.

Pero en su portada,  El Diario se encargó de desmentir esa información que había trascendido de fuentes oficiosas, y que se había dado como un hecho en los primeros días de 2018, tras el acuerdo al que llegaron los trabajadores del tradicional medio de Paraná con sus trabajadores en cuanto a la cancelación de la deuda salarial, trámite en el que ofició de árbitro la Secretaría de Trabajo de Entre Ríos. Desde SAER se encargaron de poner a un lado el nombre de Manzano, pero no desmintieron ni confirmaron las versiones de venta del paquete mayoritario de El Diario, hoy en manos del empresario rosarino Ramiro Nieto.

Sólo señalaron, a través de un comunicado, que “ante las reiteradas versiones que señalan la intervención del empresario José Luis Manzano en la compra de acciones de la empresa S.A. Entre Ríos, editora de El Diario, desde la empresa editorial entrerriana desmienten que el empresario tenga participación en cualquier tipo de encuentro o negociación con la empresa”.

“La empresa S.A. Entre Ríos no ha tenido ningún tipo de contacto con el empresario José Luis Manzano, de igual manera se deja expresamente claro que no hay intervención accionaria del mismo en El Diario, de la ciudad de Paraná”, dice el texto de la comunicación oficial de la empresa. Y subraya  que “la empresa está haciendo un enorme esfuerzo por sostener uno de los medios de comunicación más importantes de la provincia de Entre Ríos, y algunas versiones solo entorpecen el camino que se ha iniciado para mantener El Diario como pilar de la prensa escrita entrerriana e importante fuente laboral para decenas de hombres y mujeres de esta provincia”.

El Diario hoy es controlado por Nea Capital Creativo, cuya cabeza visible es el empresario rosarino Ramiro Nieto, ligado a Fútbol para Todos.

Pero un 40% está en manos de la tradicional familia Etchevehre, que tiene a dos de sus como parte del gobierno de Mauricio Macri: Luis Miguel Etchevehere es ministro de Agroindustria, en tanto que Juan Diego Etchvehere está al frente de la delegación local del Enacom.

Los Etchevehere están complicados en la Justicia por una denuncia que hizo una de los suyos, Dolores Etchevehere contra sus hermanos y su madre.

La investigación la llevan adelante los fiscales Alejandro Cánepa y Viviana Ferryera, y tiene al ministro Etchevehere como uno de los que deberá ir a indagatoria el próximo 27 de febrero.

En el Juzgado Civil y Comercial Nº 7 de Paraná se tramita la causa “Asociación Mutual 10 de Abril de Paraná c/Sociedad Anónima de Entre Ríos – Monitorio Ordinario – Escrituración”. Sociedad Anónima Entre Ríos (SAER) es la empresa editora de El Diario, y según una minuciosa investigación de los fiscales Alejandro Cánepa y Viviana Ferreyra, en una operación de vaciamiento, todos los edificios propiedad de SAER fueron enajenados, mediante operatorias de trinagulación de la que participaron distintas mutuales. La 10 de Abril, entre ellas.

La Mutual 10 de Abril tiene un contrato de preventa firmado hace dos años, con la posibilidad cierta de quedarse con el edificio de Urquiza y Buenos Aires. En realidad, ya inició el proceso de escrituración. La propiedad fue vendida por SAER a la Mutual 10 de Abril a un precio imposible de $2.000.000 mediante un contrato de retroventa.

“Tal valor resulta, cuando menos, llamativo por lo bajo – y sin dudas encubre un tipo de operaciones financieras como las descriptas – en función del indudable valor comercial, patrimonial e histórico del inmueble en cuestión, en donde funciona nada menos que la sede administrativa de El Diario de Paraná – empresa ícono de la firma SAER -, lo que no deja de dar verosimilitud no solo a la denuncia en sí misma, sino también a las medidas que a continuación se solicitarán, sobre todo porque la misma operación se reitera en el Expte. Nº 19036, caratulado “Asociación Mutual 10 de Abril c/Sociedad Anónima Entre Ríos – Ordinario – Escrituración”, que tramita por ante el Juzgado en lo Civil y Comercial Nº 8 de Paraná, y que se adjunta a la presente”, dice el escrito de lo fiscales Cánepa y Ferreyra por el que solicitaron la indagatoria de los socios de SAER, entre ellos el actual ministro de Agroindustria de la Nación, Luis Miguel Etchevehere, investigados, de momento, por el delito de defraudación.

También están involucrados Arturo Sebastián y Juan Diego Etchevehere, hermanos del ministro, y la madre de todos ellos, Leonor María Magdalena Barbero Marcial de Etchevehere.

 

“Lo que quedaría claro –dicen los fiscales-, a partir de los ejemplos citados, es que los denunciados han realizado actos por los cuales descapitalizan la firma SAER y la endeudan, desprendiéndose de gran parte de su patrimonio, e insolventándose a sabiendas de que tal resultado que podría llevarlos – por lo menos – a la imposibilidad de asumir compromisos comerciales y/o laborales con terceros, o incluso con los propios socios, o con la querellante – existen no menos de 10 causas civiles, que fueron solicitadas ad effectum videndi a lo largo de la presente investigación, en donde se tramitan reclamos de carácter patrimonial de Dolores Etchevere hacia el grupo familiar sindicado”.

“De esa forma, entiendo que – prima facie – y atento el estadío procesal en que nos encontramos, puede atribuírseles a los nombrados Luis Miguel Etchevehere, Arturo Sebastián Etchevehere, Juan Diego Etchevehere, Leonor María Magdalena Barbero Marcial de Etchevehere y Luis Alberto Guevara, que durante el período comprendido entre los años 2011 a 2015, en su carácter de miembros del Directorio de la firma Sociedad Anónima de Entre Ríos, realizaron la venta simulada de los inmuebles ubicados en la ciudad de Paraná, sitos en: 1) Urquiza Nº1119/23 – subsuelo – (partida DGR 120.979/03); 2) Urquiza Nº 1119/23, P.B. (partida DGR 10-6638-08); 3) Urquiza Nº 1119/23, piso 1º (partida DGR 10-120861-01); 4) Urquiza Nº 1119/23, piso 2º (partida DGR 10-120862-00); 5) Camoirano Nº 63 (partida Nº 13-11463801); 6) Caseros Nº 9898 (partida DGR 09-107636-4); 7) Etchevere s/n (partidas DGR 03-102359-03 y 03-102358-4); hacia la empresa Construcciones del Paraná S.A. – cuyos socios resultan Luis Miguel Etchevere, Arturo Sebastián Etchevere, Juan Diego Etchevere y Leonor María Magdalena Barbero Marcial de Etchevere -, a precio vil y por debajo de los de mercado, que en realidad encubrían préstamos de dinero otorgados por ésta última hacia SAER, y – a su vez – de las firmas Asociación Mutual Unión Solidaria y Asociación Mutual 10 de abril hacia aquella, obligando así de manera abusiva y desapoderando patrimonialmente a la sociedad cuyos intereses y bienes dirigen y administran, en perjuicio de los socios y de otros terceros que se vinculan laboral y/o comercialmente con la misma. La maniobra de vaciamiento consistía en que por cada escritura se confeccionó un mutuo, emitido por una de esas mutuales que hacía de prestamista, y un cheque a nombre de Construcciones del Paraná S.A; esta sociedad endosaba dichos cheques en favor de SAER por la escritura de cada inmueble y luego SAER derivaba los cheques a los acreedores en cancelación de cada uno de los mutuos. De esa forma, el dinero tenía un movimiento circular por el cual volvía al prestamista original, mientras que los bienes involucrados en tales operaciones cambiaban de titular, que a la postre eran las mismas personas físicas que administraban SAER, despojando a esta última de tales bienes”.

La Mutual 10 de Abril, según la página de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), tiene un domicilio curioso: Urquiza 976, a una cuadra de El Diario. En ese número está el Gran Hotel Paraná.

 

 

De la Redacción de Entre Ríos Ahora.