A horas de sentarse en el banquillo de los acusados, el cura Juan Diego Escobar Gaviria se prepara para el traslado carcelario.

El martes, a las 9 de la mañana, en el Tribunal de Juicios y Apelaciones de Gualeguay, se inicia el primer juicio oral a un sacerdote por abusos en Entre Ríos.

El cura está alojado en una cárcel de Victoria, pero el Servicio Penitenciario ya tiene la orden judicial de mudarlo hacia la cárcel de Gualeguay.

Las audiencias del juicio oral a Escobar Gaviria se extenderán los días 23, 24, 25 y 28 de agosto. Escobar Gaviria será juzgado por un tribunal que componen los jueces María Angélica Pivas, como presidenta, y los vocales Darío Crespo y Javier Cadenas.

Tiene cuatro denuncias por abuso –tres casos de corrupción agravada, uno de abuso sexual agravados todos por la condición del abusador, sacerdote. Y a las audiencias irá asistido por su cuerpo de abogados defensores, Milton Ramón Urrutia, Juan Pablo Temón y María Alejandra Pérez, que presentó una lista de 10 testigos para el juicio.

La acusación la harán los representantes del Ministerio Público Fiscal: Federico Uriburu, de la Unidad Fiscal de Nogoyá, y Dardo Tortul, fiscal coordinador de Gualeguay, más el querellante particular Mariano Navarro.

El cura, asistido por sus abogados Milton Ramón Urrutia y Juan Pablo Temón, se espera, estará sentado en el banquillo de los acusados para responder los gravísimos cargos: haber abusado sexualmente de niños que tenía a su cuidado y que se desempeñaban como monaguillo en en la parroquia San Lucas Evangelista, de Lucas González, departamento Nogoyá.

En Lucas Gónzález, Escobar Gaviria, un cura que tuvo fama de sanador, estuvo desde 2005, hasta finales de 2016, cuando fue separado por la Iglesia no bien se supo de la primera denuncia judicial en su contra. La presentación la hicieron las monjas del Colegio Castro Barros San José ante el defensor oficial, Oscar Rossi.

La investigación penal estuvo a cargo de los fiscales Federico Uriburu y Rodrigo Molina, de la Unidad Fiscal de Nogoyá, que el 26 de abril último cerraron la instrucción y elevaron la causa a juicio oral. Pero como en medio Escobar Gaviria jugó a las escondidas y entorpeció el trabajo judicial, el 21 de abril la Justicia lo encarceló: desde entonces permanece con prisión preventiva en la Unidad Penal de Victoria.

Allí está alojado en el pabellón N° 4 junto a otros 20 reos que purgan condenas por abuso y homicidio. “Es un pabellón común”, señala José Osuna, director de la Unidad Penal de Victoria.

Entre lunes y martes, dice Osuna, será trasladado a la Unidad Penal N° 7, de Gualeguay, y allí permanecerá hasta el viernes, cuando concluirá la primera semana de alegatos del juicio oral al cura.

En la Unidad Penal de Victoria ya recibieron el oficio judicial, con la orden de traslado de Escobar Gaviria hasta Gualeguay.

Allí, en otra cárcel, el cura aguardará la sentencia de la Justicia.

 

 

De la Redacción de Entre Ríos Ahora.