La primera voz de alerta provino del presidente del bloque de senadores de Cambiemos, Raymundo Kisser.
Kisser contó que el Poder Ejecutivo envió al Senado un proyecto que apunta a una modificación de la Ley Impositiva, con la inclusión de aumentos de impuestos de entre el 200% y el 400%.
“Es un impuestazo”, anunció y apuntó que, “como está el proyecto, no lo vamos a aprobar”.
Según Kisser, lo que la administración del gobernador Gustavo Bordet plantea es “una especie de ley impositiva abierta, porque en definitiva será el Poder Ejecutivo el que irá fijando con la suba de los avalúos, prácticamente en forma discrecional, produciendo incremento en los impuestos sin que pase por la Legislatura, lo cual es absolutamente inconstitucional”.
En declaraciones al programa “A Quien Corresponda” (Radio De la Plaza) Kisser confirmó que “la semana pasada se recibió el proyecto del Poder Ejecutivo, que ingresó por Diputados, y con la premura del caso nos informamos de qué se trata y tras las consultas que se hicieron con los técnicos en la materia vemos que es un ajuste, un impuestazo porque hay impuestos que aumentan el 200 % y otros que lo hacen hasta el 400 % como el caso de los Ingresos Brutos”.
El titular de la Administradora Tributaria de Entre Ríos (ATER), Sergio Granetto, salió a refutarlo. “Quedé sorprendido”, dijo, al dar cuenta de las declaraciones de Kisser. “No sé si estaba leyendo otro proyecto, porque no tiene nada que ver con el proyecto que se presentó. No hay ninguna situación de impuestazo ni cambio de alícuotas ni nada por el estilo. Lo que sí, son instrumentos que atacan varias cuestiones de evasión o elusión”, dijo Granetto.
El funcionario habló con el programa En el dos mil también, de FM Litoral, aseguró que de lo que se trata es de atacar la evasión y la elusión impositiva.
Granetto minimizó el impacto de las medidas proyectadas, y dijo que uno de los puntos a los que apunta es al cruce de información entre los municipios y la Dirección de Catastro para detectar casos de grandes construcciones que desde el punto de vista impositivo están declarados como baldíos.
“Ya hemos hecho el trabajo técnico. Hay importantísimas diferencias cuando se comparan las bases catastrales de los municipios con los metros declarados en Catastro provincial”, aseguró Granetto.
“La realidad es que hay construcciones importantes, con metrajes importantes, que siguen figurando como baldíos. Lo que se busca es el cruce de esa información que hay en los catastros municipales que permita liquidar el impuesto como corresponde”, apuntó.
El debate recién empieza y en Diputados, adonde ingresó el proyecto, no se han escuchado de momento ninguna repercusión.

De la Redacción de Entre Ríos Ahora.