Los candidatos a concejales de Paraná de la lista Cambiemos, Walter Rollandelli y Francisco Avero, impugnaron la candidatura de una concejal por el Frente Creer para la municipalidad de la capital entrerriana que compitió en las elecciones PASO y se postula para las generales del 9 de junio. 
 
Se trata de la ciudadana Ana Florencia Ruberto, quien vive, reside y tiene domicilio en la ciudad de Santa Fe, infringiendo una disposición constitucional que exige para ser postulante en la provincia de Entre Ríos, tener una residencia comprobable de al menos cuatro años. 
En efecto, surge del padrón que emite la Cámara Nacional Electoral, que Ana Ruberto figura en el padrón de la provincia de Santa Fe, según se desprende de la presentación realizada por Rolandelli y Avero, candidatos de la Lista de Cambiemos.
Otra prueba que se presentó es que trabaja en la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses), en oficinas de la capital santafesina, con categoría profesional, ocupación que accedió en la época de la presidencia de Cristina Kirchner.
Su situación actual vulnera el artículo 236 de la Constitución de Entre Ríos, que establece a los candidatos que “para acceder al cargo, se requiere la mayoría de edad y tener como mínimo cuatro años de residencia inmediata en el municipio”.
Se comprobó la sede de su casa en Santa Fe y que ingresó a la Anses como “operadora, pasando a ser Asistente Legal en el año 2015, prestando servicios en la ciudad de Santa Fe, y llegando a ser profesional, desde el 2017 en el mencionado organismo de la Seguridad Social”, según surge de información de su perfil en la red social Linkedin.
Finalmente, Rollandelli y Avero, solicitaron a la Junta Electoral que “no se oficialice su candidatura y se corra vista al Ministerio Público Fiscal por los presuntos delitos de cometidos por la Junta Electoral de la Alianza Creer Entre Ríos”.