Todo ocurrió en la parte posterior de una casa ubicada en la esquina de Belgrano, y Estrada, en Chajarí, donde funciona el geriátrico Doña Marta.

Un vecino filmó un video mientras una empleada maltrataba a una mujer, residente en ese geriátrico, en una escena desgarradora: la mujer, que le dice que no se puede poner en pie por sus propios medios, es bañada con agua de una manguera por la empleada del geriátrico.

Todo se desencadenó tras la denuncia de la hija de la mujer maltratada y la intervención, el miércoles por la noche de la defensora oficial, Silvia Ghiorzo.

La defensora Ghiorzo vio el video la noche del miércoles, cerca de las 22, y rápidamente se constituyó en el lugar, acompañada de la Policía. Tras constatar la situación, dio intervención al Ministerio Público Fiscal, que ahora lleva adelante la investigación penal.

Según publicó el sitio  Tal Cual Chajarí,  la mujer maltratada estaría en condiciones de declarar ante la Justicia y habría una ampliación de denuncia lo que ayudaría aún más para desentrañar este lamentable hecho y proceder al castigo judicial correspondiente.

En el hecho ya intervinieron tanto la Municipalidad de Chajarí, que clausuró el geriátrico, y el Ministerio de Salud, que ordenó el traslado de todos los residentes.

La Municipalidad de Chajarí informó que tras tomar conocimiento de los hechos,  se constató que “la mencionada residencia no cuenta con la habilitación comercial vigente, expedida por las Mesa Coordinadora de Habilitaciones del municipio. Consta, además, intimación previa. Por esta razón se procederá a la clausura del establecimiento en cumplimiento de las normativas municipales vigentes. Asimismo, desde la Secretaría de Ciudadanía e Inclusión, con la asistencia de personal técnico, se realiza un revelamiento de las condiciones del lugar y de sus ocupantes y, además, se tramita la restitución de los abuelos alojados a sus familias”.

En el lugar, según constató el Ministerio de Salud, residían 5 personas, todas mayores de 65 años.

La causa quedó en manos de la fiscal María Verdura Pons.