El Instituto Obra Social de la Provincia de Entre Ríos (Iosper) anunció hoy que está dispuesto a abrir el padrón de prestadores si la Federación Médica de Entre Ríos (Femer) mantiene su actitud hostil, luego de anunciar un quite de prestaciones durante este jueves y viernes en reclamo de aumento de las prestaciones.

La última actualización del valor de las prestaciones ocurrió en marzo. Entonces, el Iosper otorgó un incremento del 15%, superior a la pauta salarial del primer semestre, que fue del 10% para los estatales, y que recién se completará en septiembre, y llegará al 23,5%. “Nos anticipamos a darle un aumento mayor a la pauta para la primera parte del año, y eso nos provoca un desfinanciamiento. Acceder a otro aumento como nos exigen nos provocaría un gran problema financiero”, dijo Marcelo Pagani, director del Iosper en representación del sector docente.

La Federación Médica resolvió aplicar jueves y viernes una medida de protesta: la entidad reprochó la negativa a acceder a un nuevo aumento de las prestaciones, y manifestó que el Iosper  con “respuestas negativas, ha dilatado acuerdos posibles o directamente se ha negado” a considerar las propuestas presentadas por Femer “para suscribir un nuevo convenio prestacional que mejore algunas regulaciones del convenio denunciado oportunamente”.

“Sorprende el anuncio de jornadas de protesta de la Federación Médica el 13 y 14 de julio, que incluye suspensión de servicios a los afiliados del Iosper habida cuenta del permanente diálogo que existe con las distintas Asociaciones. Cada una de ellas están al tanto de la situación de la obra social, de sus recursos y de los permanentes esfuerzos por sostener los convenios vigentes”, planteó Pagani.

 

“El sistema de salud está en una situación compleja, por el contexto económico del país de alta inflación y disparada del dólar. Resulta incomprensiva la actitud de la patronal médica que nuclea a los profesionales de la salud en Entre Ríos”, señaló.

 

“Resulta incomprensiva y salvaje la actual postura de la Femer en el contexto actual del país reclamando por ajustes arancelarios que a la fecha, en lo que va de 2017, superan porcentualmente largamente lo conseguido por los trabajadores –indicó el integrante del directorio de Iosper–. Esta postura de Femer habilita a la obra social a asumir medidas que resguarden las necesidades de los afiliados en esas jornadas, adoptando resoluciones que permitan apertura y accesibilidad en la atención médica, con profesionales que sean partícipes de un vínculo que, además de la atención personalizada a nuestros afiliados, comprendan que integran un sistema en el que la suma de las prescripciones médicas inciden en los costos y recursos que dispone la obra social”.

 

 

 

De la Redacción de Entre Ríos Ahora.