El secretario general de la Gobernación, Edgardo Kueider, se reunió  con el secretario gremial de la Asociación Trabajadores del Estado (ATE),  Pedro Zuchuat, y delegados sindicales de la Secretaría de Cultura, con quienes habló de las condiciones de trabajo en el área.

“Analizamos distintas propuestas que apuntan a mejorar las condiciones laborales de los trabajadores y trabajadoras, y por lo tanto los servicios que la provincia brinda en el ámbito cultural. Coincidimos en la importancia de fortalecer el compromiso con lo público y con que es a través del diálogo que vamos a poder llegar a mejores acuerdos para todos”, dijo Kueider.

Desde ATE, indicaron que el encuentro sirvió para hablar de  la “reglamentación de los horarios atípicos de los museos, la necesidad de un adicional para toda la comunidad trabajadora de Cultura y la conformación de un instructivo que regularice la situación de contratos de obra”.

Entre las iniciativas abordadas con el Ejecutivo provincial, ATE planteó “la necesidad de que se fije la jornada normal de trabajo” para el personal de los museos Histórico de Entre Ríos Martiniano Leguizamón, de Bellas Artes Pedro E. Martínez y de Ciencias Naturales y Antropológicas Antonio Serrano. El gremio hizo conocer una  propuesta que establece el “ordenamiento de los horarios y fija como dobles las horas trabajadas los días sábados y domingos, entre otras características”.

También el sindicato presentó un instructivo para la regularización a largo plazo de los contratos de obra existentes en la administración pública provincial. El proyecto contempla a monotributistas que, sin relación de dependencia, “son agentes de la Administración provincial, cumpliendo las mismas funciones que cualquier personal de planta estatal, aunque bajo una modalidad que debe renovarse, con distinto objetivo, anualmente. El instructivo reglamenta y avanza en la cobertura de los lugares vacantes, luego del corrimiento mediante el instructivo Diciembre 2017 de los pases a planta permanente. Además, repara mediante un mecanismo objetivo, basados en los criterios de antigüedad y cargos vacíos una demanda que atraviesa a más de 1200 trabajadoras y trabajadores de la provincia”, explicaron desde ATE.

Por último, el gremio elevó un pedido de adicional para toda la comunidad trabajadora de Cultura provincial, “atento a las necesidades del sector, que se encuentran históricamente postergados en su situación salarial, en relación con otras dependencias estatales. Este adicional se fundamenta en la mayor disposición horaria por la realización de distintas actividades culturales que se organizan en horarios atípicos y discontinuos, pudiendo estos eventos extenderse más allá de los previsto inicialmente”.

 

 

 

 

De la Redacción de Entre Ríos Ahora