Daniel “Pata” Cedrés estará este año otra vez a cargo en la dirección artística de la Fiesta de Disfraces.

Se sumó en 2015, y va por el tercer año.

Antes, era un espectador más de la Fiesta.

“Hace cinco años que iba a la Fiesta, como uno más, a divertirme –contó en 2015, el primer año que empezó–. Y siempre que veía la escenografía, por una cuestión de formación profesional, pensaba que se podía hacer algo mejor”.

Bueno, la artística en este 2017, como hace tres años, estará en sus manos.

Cedrés tiene una larga experiencia, casi tres décadas, de trabajo en el Carnaval del País, en Gualeguaychú.

Y en 2015 se sumó a la Fiesta de Disfraces, esa monumental convocatoria que cada año, y desde 1999, un grupo de amigos realiza en Paraná.

En esta edición de la Fiesta de Disfraces, y por tercer año consecutivo, la dirección artística del evento estará a cargo del artista plástico Daniel “Pata” Cedrés, con vasta trayectoria en el Carnaval del País.

Desde sus talleres en Gualeguaychú, con su gran equipo de trabajo y en conjunto con la organización, está elaborando la escenografía, el vestuario, la puesta en escena, la presentación y los efectos especiales, así como el concepto general del Main Stage.

El tema de la escenografía se puede resumir como la odisea del hombre en su camino de vida, desde los albores de los tiempos como simios hacia la actualidad como humanos, proyectándose hacia el infinito… Es la odisea de vivir, de trascender lo carnal en la búsqueda hacia lo espiritual, creando el espacio para #SerLoQueQueremosSer, la etiqueta que identifica a la Fiesta de Disfraces en las redes sociales.

En el Main Stage, se sucederán una serie de cuadros con artistas en vivo que personificarán una historia de evolución: desde cuando la humanidad era sólo un proyecto hasta cuando la razón despierta y, alimentada por las fuerzas del universo, los seres que supieron ser simios ya pueden despegar de la tierra y llegar al cosmos.