Ni una muerta más por violencia machista, cese de la violencia laboral contra las mujeres y legalización del aborto, son algunas de los reclamos que se oirán el próximo 8 de marzo en Paraná, durante el Paro Internacional de Mujeres.

Sindicatos y organizaciones de mujeres, travestis, transexuales y lesbianas de Paraná se autoconvocaron para empezar a organizar las actividades que se desarrollarán en la capital entrerriana durante el Paro Internacional de Mujeres, previsto para el próximo 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer. Un primer encuentro tendrá lugar este viernes, a las 18, en la sede de la Centra de Trabajadores Argentinos (CTA) Entre Ríos, ubicada en Alameda de la Federación 439.

“Queremos lograr que este paro sea lo más transversal y lo más representativo posible, que las mujeres se sumen a las consignas y a las medidas, y que podamos visibilizar las luchas que quedan, como así también las conquistas que hemos logrado”, contó  María Elena Ale, integrante de Socorristas en Red. El principal reclamo será dirigido al Estado, al que consideran “máximo responsable de todas las opresiones que estamos viviendo”.

Ale asegura que la movilización será muy contundente. “Hasta ahora son 31 los países que se sumaron a la protesta mundial. Esto es realmente auspicioso para todo el movimiento feminista”, reflexionó.

La misma opinión tiene Nadia Burgos, de la agrupación Juntas y a la izquierda, que aseguró que el Paro Internacional será “un hito dentro de esta nueva oleada feminista que se está dando a nivel mundial”.

“Argentina ha tenido ya varias jornadas muy importantes de lucha”, señaló en referencia a las dos últimas convocatorias al Ni Una Menos y el Nosotras Paramos del miércoles 19 de octubre de 2016, que fue coronado por movilizaciones en distintas ciudades de todo el país en lo que se denominó “Miércoles Negro”.

Esta será la segunda huelga que encararán las mujeres de la capital entrerriana, que ya se sumaron a ese Paro Nacional de octubre.

“Retomar las consignas que allí estuvimos exigiendo y profundizarlas, es una tarea que tenemos como parte del movimiento de mujeres”, reflexionó Burgos,  que propone para el 8 de marzo “un paro activo con movilizaciones y actividades que demuestren que seguimos exigiendo a los gobiernos, políticas concretas para que dejen de violar nuestros derechos”.

Ni una muerta más por violencia machista, aborto legal, presupuesto para la ley de emergencia por violencia de género, cese de la violencia laboral contra las mujeres, implementación de la educación sexual integral en todas las escuelas, y rechazo a la feminización de la pobreza, son otras de las exigencias que tendrán protagonismo este 8 de marzo en Paraná.