El secretario General y Derechos Humanos de la Municipalidad de Paraná, Eduardo Solari, cuestionó las manifestaciones y los reclamos exteriorizados por la Asociación Trabajadores del Estado (ATE), y dijo que están tenidos por el clima electoral.

“Las manifestaciones de dirigentes de ATE y la movilización realizada en el palacio municipal no tienen otra explicación que no fuera el interés político en el marco de un proceso electoral en el que se busca provocar un desgaste a la gestión municipal”, indicó Solari.“Basta solo con ver el puñado de personas que no pertenecen al ámbito de la Municipalidad y sí al Estado provincial”, aseguró.

Las manifestaciones del funcionario fueron luego de la movilización que efectuó este jueves ATE en rechazo a la oferta de recomposición salarial del 4% presentada por el Ejecutivo. “Es una vergüenza y una bofetada a los trabajadores”, aseguró Oscar Muntes, titular del gremio. “Rechazamos rotundamente y de plano la propuesta hecha por Varisco del 4% de aumento para los trabajadores municipales, con cláusula gatillo a partir del mes siguiente”, expresó Muntes y señaló que la oferta “no contempla lo que perdimos en el 2018”. Apuntó además que “como máximo, garantiza 400 pesos de aumento”, agregó, en declaraciones que recogió la Agencia Periodística Federal (APF).

“Es una locura lo planteado por el Ejecutivo municipal, por eso se rechazó”, afirmó Muntes antes de remarcar que la oferta “es una vergüenza y una bofetada a los trabajadores”.

En el gobierno municipal no cayó bien la manifestación sindical.

“Indudablemente -aseguró Solari-  con una maniobra ruidosa pero infantil tratan de mostrar reclamos que no se condicen con la realidad. No sólo porque éste gobierno ha sido el que mayores aumentos ha otorgado a lo largo de estos años, por encima de la inflación, hecho histórico sin dudas, sino porque además, a pesar de la situación de crisis financiera que incluye al gobierno provincial y nacional y de la que no es ajena la comuna, ha venido pagando los sueldos de los trabajadores municipales el último día hábil de cada mes”.

Solari también recordó que “a su vez, dentro del proceso de paritarias, llevadas adelante por esta gestión, se ha ofrecido un aumento del 4% a partir de octubre y la aplicación de la cláusula gatillo desde el mes de noviembre, propuesta ya presentada en la Secretaría de Trabajo y lo cual significa un compromiso con todos los trabajadores, y a su vez un gran esfuerzo para las arcas públicas, reitero, en un contexto económico sumamente delicado del país en su conjunto. Aún así, el intendente y la gestión que encabeza ha tenido decisión y vocación política de cuidar el salario y proteger los intereses de los empleados municipales, hechos que pueden dar fe la enumeración de la política laboral llevada adelante durante la gestión”, reafirmó.

De la Redacción de Entre Ríos Ahora.