El 2 de julio, el decano de la Facultad de Ciencia y Tecnología de la Universidad Autónoma de Entre Ríos (Uader), Jorge Noriega, firmó, junto al consejo directivo de esa unidad académica, la resolución N° 246 instrumento legal a través del cual amplió las posibilidades de participación en los concursos para acceder a cargos de conducción en las escuelas medias de nivel universitario y dio la posibilidad de que puedan presentarse “docenes con horas cátedra en distintas funciones y que no necesariamente se encuentren desarrollando los cargos u horas frente al aula”.

De ese modo, la Facultad de Ciencia y Tecnología reformuló un instrumento legal que regía desde 2015 que aprobó los requisitos que deberán acreditar los postulantes a desempeñarse en los cargos de gestión de las escuelas preuniversitarias. Lo hizo a solicitud del rector del Colegio Superior del Uruguay Justo José de Urquiza, Ramón Cleri, que depende esa unidad académica. En Ciencia y Tecnología entendieron que con esa reforma “se estaría propiciando una extensa participación del personal docente en los futuros llamados a concursos que se encuadren en la mencionada normativa”.

Enterados de esa resolución de la Facultad de Ciencia y Tecnología, a pedido del Colegio Histórico del Uruguay, la Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos (Agmer) salió a pedir su derogación por cuanto, dicen, “atenta” contra los derechos de los docentes.

“La carrera docente, tanto en el nivel primario como secundario, es un derecho que tienen los trabajadores de la educación, que se inicia cuando se ingresa a la docencia en los correspondientes concursos, y se construye a lo largo de toda la carrera, con el desempeño, los diferentes perfeccionamientos, y el concepto anual que cada docente recibe como evaluación de su trabajo de parte de los equipos directivos todos los años. Esta carrera permite y da lugar a que todos los docentes con desempeño frente a alumnos, puedan aspirar a cargos de conducción, tanto directiva como no directiva, en los concursos correspondientes”, señaló la seccional Uruguay de Agmer.

“Los docentes del Colegio del Uruguay J. J. Urquiza también tienen este derecho, y es inadmisible pensar en normativa que vaya en contra del mismo, por el sólo hecho de pertenecer a la Universidad Autónoma de Entre Ríos. Es por ello, que nos oponemos a cualquier normativa que vulnere este derecho, y desde Agmer Uruguay hemos hecho las presentaciones correspondientes a las autoridades de Facultad de Ciencia y Tecnología e la Uader, ante el llamado a concursos de cargos directivos de prosecretario y vicerrector bajo normativa que claramente van en contra del derecho real al ascenso, como así también solicitamos la derogación inmediata de la misma”, planteó el sindicato.


“No estamos en contra de normativas que amplíen derechos -aclaró Agmer Uruguay-, pero sí contra aquellas que vulneran lo antes expuesto, permitiendo que personal que no ingrese por concurso y no cumpla funciones”.

 

 

 

De la Redacción de Entre Ríos Ahora.