La diputada nacional por Entre Ríos Carolina Gaillard (Frente para la Victoria) se mostró a favor de debatir el uso medicinal de la marihuana (cannabis) en el país.

“Nos debemos un análisis serio sobre la utilización  de la marihuana en enfermedades complejas”, escribió en su cuenta de Twitter la legisladora.

Gaillard preside la Comisión de Salud en la Cámara de Diputados de la Nación que este martes fue convocada para avanzar en el tratamiento de un proyecto de ley que regula el uso del canabis para el tratamiento de diversas patologías como la epilepsia refractaria, con una autorización previa del la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anma).

El sitio Chajarí Virtual entrevistó a la legisladora quien señaló que se busca que “se autorice pero a su vez se legalice el uso del cannabis para hacer este tipo de tratamiento que tanto bien le hacen a los pacientes que padecen estas enfermedades y que por falta de evidencia científica hay cierta reticencia para su uso”.

Para la obtención del aceite de cannabis, se requieren varios tramites previos ante la Anmat ya que es necesario importarlo y lo que se plantea es que “ese trámite burocrático sea más sencillo, más rápido, más expedito y si se legalizaría el uso del cannabismedicinal esto se lograría”, continuó.

Gaillard señaló que “un chico que padece epilepsia refractaria, de repente, toma 20 pastillas por día y no se nota mejoría , y tomando el aceite de cannabis, las mamás han notado una mejoría importantísima en el desarrollo del niño, y eso hizo que las mamás, por sus propios medios, vayan organizándose, comunicándose, y hoy hay organizaciones como Mamá Cultiva, que nuclean a mamás que cultivan y producen el aceite en sus casas y hoy están corriendo el riesgo de ser detenidas por producir cannabis medicinal”.

En marzo se hizo público el proyecto de ley para despenalizar el uso de la marihuana para fines terapéuticos y la investigación de su posible eficacia como medicación, presentado por la diputada Diana Conti (FpV) junto con algunos colegas de bancada, de la izquierda y el socialismo.

De hecho no es la primera vez que se busca en la Cámara baja aprobar una iniciativa para despenalizar el uso del aceite de cannabis para tratamiento médico, pero ninguna logró superar el filtro de las comisiones por las divisiones que existen entre los diputados sobre esta propuesta.

Algunos legisladores que se oponen argumentan que no hay un consenso médico ni una recomendación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) respecto de los beneficios medicinales de la marihuana, aunque ahora hay un debate internacional sobre su uso terapéutico que ya se utiliza en Chile, Uruguay, Colombia y Estados Unidos.

En esta oportunidad, la propuesta de Conti consiguió el respaldo de sus pares Nilda Garré, Juan Manuel Pedrini, Araceli Ferreyra, Remo Carlotto, Carolina Gaillard, Lautaro Gervasoni, Adrián Grana, Alejandro Ramos, Juliana di Tullio, además del de Myriam Bregman (PST) y de la socialista Gabriela Troiano.

El proyecto establece que se autoriza el uso de la planta de cannabis sativa en todas sus variedades cuando se la utilice para fines terapéuticos o para la investigación de su posible eficacia como medicación para el control de síntomas o cuidados paliativos.

En los fundamentos del proyecto se destaca que “la medicina tradicional describe perfectamente los dos efectos más importantes del cannabis sobre la salud: su valor analgésico y su utilidad como antiinflamatorio”.

El texto cita además un estudio de la Universidad de Washington centrado en la investigación de los efectos terapéuticos del cannabis, que fue publicado en la revista Journal of Opioid Management.

“El estudio ‘Use of Cannabis in the United States: Historical Perspectives, Current Trends, and Future Directions'” revela que “como mínimo 33 ensayos clínicos controlados científicamente publicados en Estados Unidos desde 1971 hasta 2009 confirmaron que la marihuana tiene efectos beneficiosos en condiciones médicas específicas”.

 

 

De la Redacción de Entre Ríos Ahora.