La idea de conformar equipos de “voluntarios docentes” para contrarrestar el paro de maestros de los días 6 y 7 de marzo generó un debate cruzado.

Víctor Hutt, secretario de Educación de la seccional Uruguay de la Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos (Agmer) expuso una postura de durísima crítica hacia el PRO, el partido que sostiene al presidente Mauricio Macri.

“Los dirigentes del PRO y la clase a la que representan envían a sus hijos a escuelas privadas en las que la cuota cuesta más que el sueldo de un maestro de escuela pública, porque entienden que sus hijos tienen que recibir la mejor educación y, además, tienen que estudiar separados del resto del pueblo, que concurre a escuelas públicas. Ellos entienden que la mejor educación es la que más se paga, porque esa es la forma de medir los valores en sus pobres vidas.

“Esos mismos dirigentes y clase social entienden que un maestro de escuela pública, un maestro de las escuelas a las que concurren los hijos de sus empleados, deben ganar un sueldo miserable, y siguiendo con su forma de pensar, deben generar una educación pública de muy bajo nivel.

“Los que defendemos la escuela pública estamos convencidos que desde la misma se brinda y se debe brindar la mejor educación, una educación liberadora, inserta en la realidad del pueblo, llena de valores de igualdad y solidaridad y que debe ser el camino a la eliminación de diferencias e injusticias sociales.

Ahora bien, esos mismos monstruos sociales del PRO, pretenden profundizar la pobreza de la escuela pública, cerrando programas socioeducativos, eliminando las inversiones en infraestructura y, por supuesto, bajando los salarios de los docentes a niveles de pobreza. Ya los bajaron un 10 % en el 2016 y pretenden bajarlo otro 10 % en 2017, y seguramente esta caída continuará en los años venideros”, dijo Hutt.

La respuesta no tardó en llegar desde las filas del PRO.

 

El dirigente y precandidato a diputado nacional de Cambiemos, Juan Ruiz Orrico, lamentó “la mirada sesgada” del docente Victor Hutt y opinó que “desde su lugar debería saber que las paritarias las maneja la provincia, que los docentes privados son sus pares y que lo gremios, volvieron al diálogo cuando nosotros, con Mauricio Macri, le devolvimos esa herramienta a los trabajadores en el país y en la provincia”.

 

“Estas declaraciones estigmatizan a los maestros que trabajan en la enseñanza privada y alimentan divisiones que todos los argentinos decidimos dejar atrás. Es tiempo de superar la lógica de que si no hay solución, hay conflicto. Las paritarias están abiertas y hasta donde entendemos  la discusión es el salario y es un tema que debe resolver la provincia que aceptó años atrás la responsabilidad de administrar la educación. No lo escuché en los 90”, dijo Orrico.

 

“Me quedé con las ganas de escuchar una propuesta, porque sólo con la crítica ya vimos donde dejaron el país. Su visión, tiene una clara discriminación política. Muchos en Cambiemos venimos de la escuela pública, y trabajamos para fortalecerla. No somos nosotros los que dejamos las escuelas sin bancos, con edificios tan deteriorados que les llovia más adentro que afuera”, fustigó Orrico y lanzó: “Hutt no leyó el anuncio oficial de la provincia para la construcción de nuevas escuelas en Paraná, Victoria y Feliciano, en las que el Ministerio del Interior, que conduce Rogelio Frigerio, invertirá 190 millones de pesos”, recordó.

 

“Hay mucho de la vieja polítca en su opinión Para nosotros, lo importante es dejar atrás los resentimientos y construir la provincia y el país que queremos y para eso necesitamos a todos. Los de la pública, los de la privada pero también a los que durante años no tuvieron acceso a ninguna de ellas”, afirmó.

 

 

Finalmente, Orrico consideró que “Hutt debería entender que la paritaria no es sólo salarial” y lo invitó a revisar “los aportes del gobierno nacional en educación en la provincia que son enormes y en nuestra ciudad también” afirmó y

enumeró la defensa norte, por 150 millones de pesos,  la remodelación del sistema cloacal en el que interviene por gestión del senador Alfredo De Angeli la ENHOSA y que incluye a Gualeguaychú, Colón, San José y Concordia además de 1000 millones para agua potable en la provincia”, por decir algunas que rápidamente recuerdo y que son del mismo gobierno que ataca el docente”, cerró el dirigente de Concepción del Uruguay.

 

 

 

De la Redacción de Entre Ríos Ahora.